Saltar al contenido

Artículo 2 del Código Civil

Artículo 2 del Código Civil dice lo siguiente:

Artículo 2.

1. Las leyes entrarán en vigor a los veinte días de su completa publicación en el «Boletín Oficial del Estado», si en ellas no se dispone otra cosa.

2. Las leyes sólo se derogan por otras posteriores. La derogación tendrá el alcance que expresamente se disponga y se extenderá siempre a todo aquello que en la ley nueva, sobre la misma materia sea incompatible con la anterior. Por la simple derogación de una ley no recobran vigencia las que ésta hubiere derogado.

3. Las leyes no tendrán efecto retroactivo, si no dispusieren lo contrario.

El artículo 2 del Código Civil recoge la “vida o duración” de la ley, las normas regulan las relaciones personales, en un sentido amplio del término, incluyendo a las personas físicas y jurídicas.

La entrada en vigor de la norma, consiste en el nacimiento de la ley, teniendo que diferenciar dos puntos: la publicación de la norma y la entrada en vigor.

  • La publicación de la norma, es un elemento esencial de cualquier Estado Social Democrático de Derecho que se precie, el conocimiento de la ley sea de dominio público, dando acceso a todos a consultarla. Siendo recogido en el artículo 91 de la Constitución Española, así como un elemento básico del principio de legalidad.

La publicación dependerá del origen de la ley, si es de origen estatal se publicará en el “Boletín Oficial del Estado”, si es norma autonómica en el “Boletín Oficial de la Comunidad …”,   si es de ámbito internacional, dependerá de si la norma publicada es de la Unión Europea, publicándose en el “Diario Oficial de la Comunidad Europea”, o de un convenio o acuerdo con un país que no pertenezca a la Unión Europea publicándose en el “Boletín Oficial del Estado”.

  • Desde la publicación hasta la entrada en vigor, se llama “vacatio legis”, por regla general es de 20 días, siempre que se haya realizado su completa publicación, pudiendo establecerse una duración inferior o superior a esos 20 días, siempre que se exprese en la publicación de la norma.

La entrada en vigor de la norma, produce el obligado cumplimiento de la misma.

Este artículo no sólo nos habla del nacimiento de la norma, sino también de la “muerte de la norma“, entendida como derogación, estableciendo una serie de requisitos, siendo estos los siguientes:

  • Primero, no lo encontramos en este artículo, teniendo que remitirnos al artículo 1.2 del Código CivilCarecerán de validez las disposiciones que contradigan otra de rango superior”.
  • Segundo, la derogación se produce por otra ley posterior.
  • Tercero, la derogación es objetiva y subjetiva, entendiéndose como objetiva

Las leyes sólo se derogan por otras posteriores. La derogación tendrá el alcance que expresamente se disponga y se extenderá siempre a todo aquello que en la ley nueva, sobre la misma materia sea incompatible con la anterior. Por la simple derogación de una ley no recobran vigencia las que ésta hubiere derogado.

El artículo 2.3 del Código Civil, recoge el término de retroactividad, es decir, si la norma nueva tiene efectos en el pasado, estableciendo como norma general el principio de irretroactividad, salvo que se recoja expresamente, se exceptúan determinadas materias, como la penal.

Artículo relacionado: